← Techstars Blog

En un Startup Weekend (en adelante SW) muchas cosas pueden pasar. Son muchas emociones distintas, algunas frustrantes y otras satisfactorias. A continuación te comentaremos de 5 experiencias que vas a vivir en cualquier SW en que participés.   

  1. Al principio no vas a ver a nadie conocido, y se va a sentir muy bien

Muchas personas van solas a un SW, principalmente porque no importa si vas acompañado, el punto es conocer nuevas personas y vivir con ellos experiencias diferentes. Lo más importante de un SW es que estés cómodo con tus intereses y que te propongás aprender lo más posible de la mejor manera. Salirte de la zona de confort puede ser una forma efectiva de hacerlo. Igualmente si vas con un o una amiga, pueden trabajar en equipos distintos y luego aprender de las experiencias del otro u otra.

  1. Vivir la ciencia del “¿y por qué no?”

En el SW siempre vamos a tener dudas o podemos no estar seguros de hacer o decir algo. Este es el momento para experimentar con el “¿y por qué no?”. ¿”Por qué no” pitchear mi idea de negocio en voz alta? Tal vez alguien pueda ayudarme a mejorarla o unirnos para hacer el plan y llevarla a cabo. ¿”Por qué no”, si soy diseñador, unirme a un grupo de ingenieros? Los dos necesitamos de una visión distinta, puede ser una buena experiencia. Hay muchas incógnitas que pueden resolverse experimentando y este es un espacio para llevarlas a cabo. Tomar riesgos te puede traer beneficios

  1.  Superar el cansancio

SW es un evento de 54 horas seguidas, lo que quiere decir que pueden haber momentos de cansancio, momentos de frustración y hasta discusiones sobre algún tema con o sin importancia. Sin embargo, una de las experiencias más satisfactorias es superar ese cansancio. Seguir adelante, ya sea con un break de unos minutos para despejarse o con una bebida energizante, y retomar lo que se estabas haciendo para dar el siguiente paso. El trabajo en equipo es elemental, y juntos podrán afrontar todos los obstáculos que tengan por delante.

  1. Momentos de claridad total gracias a alguna pregunta de un mentor

Algo importante que tenés que tomar en consideración en un SW, es que tú equipo y vos no tienen que hacerlo todo solos. Hay un grupo de mentores expertos en distintos ámbitos que están dispuestos a ayudarles en lo que necesiten. La mayor parte del tiempo van a tener muchas, muchas, preguntas sobre el proyecto; puede ser que tu equipo y vos sepan la respuesta a estas preguntas, puede ser que los confundan, pero lo más importante es que los va a retar como equipo, y como equipo podrán crear una mejor solución

  1. Los nervios de hacer un pitch ante jueces y la satisfacción de su reacción ante tu idea

A muchas personas les producen nervios hablar en público, y es completamente normal. En el SW vas a sentir eso, probablemente, pero lo más importante es que sepás que estás en un ambiente de confianza. No hay nadie que vaya a reírse de vos, ¡todos están en la misma situación! Ahora bien, una vez que tu equipo y vos tengan todo listo para la presentación final, y seás vos el que hace el pitch ante los jueces, los nervios van a aumentar un poco; no hay problema, 5 minutos después todos los presentes van a aplaudir tu esfuerzo y los resultados del fin de semana. Es en ese momento en el que te vas a dar cuenta que todo el esfuerzo tiene frutos y que se siente bien.

Si has participado en un SW me vas a dar la razón; si no, vas a tener que participar en el siguiente SW para que podás experimentar vos también estas sensaciones.

Juan Diego Jaén