← Techstars Blog

Este artículo fue traducido por Lucía Tróchez – @lulutro

La suerte favorece a las mentes preparadas – Louis Pasteur.

Uno de los objetivos de las compañías que pasan por Techstars y otras aceleradoras es asegurar financiamiento. La mayoría de las compañías entran enfocándose en acelerar sus negocios y luego asegurar capital para continuar con su crecimiento acelerado. Como accionista de la compañía, Techstars está completamente alineado a estos objetivos.

La realidad es que la mayoría de las startups necesitan levantar capital para crecer y convertirse en compañías reales. No es típico que tu o tu aceleradora pueda generar dinero si no haces levantamiento de capital, y ciertamente muy poco probable que nadie genere dinero si tu compañía no crece.

Entonces nos encanta cuando las compañías consiguen inversión.

Pero hemos visto un patrón claro con las compañías que se involucran en inversión desde un comienzo — de hecho, tienen más dificultad cerrando ese financiamiento. ¿Por qué? Aquí ahi 9 razones de inversión semilla que te puede ayudar a entender lo que va mal.

1. Falta de preparación

Para estar listo para levantar capital, necesitas tener un conocimiento profundo del problema que estás resolviendo– por qué empezaste este negocio; tu ecosistema de negocio – tus usuarios, oportunidad de mercado, competencia, mercado potencial, canales de distribución, precios, y muchas otras cosas más. Te van a preguntar muchas preguntas y más de parte de los potenciales inversionistas. Si no estás preparado se va a notar y va a ser malo para tí.

2. Falta de tracción

Muy pocas compañías llegan a buscar inversión semilla con algún tipo de tracción. A no ser que sea un equipo de emprendedores en serie exitosos, y aún así, los inversionistas esperan tracción de usuarios/clientes. Esto no significa un ajuste de mercado/producto perfecto. Significa tener evidencia temprana de que hay un problema y que tu solución / producto tiene un buena posibilidad de resolverlo.

3. Ser atraído hacia levantamiento de capital

Entonces no estabas pensando en levantar dinero, pero conociste un montón de inversionistas, y te dijeron que realmente deberías. Otros fundadores a tu alrededor te dijeron lo mismos. Entonces dices, ‘¿Por qué no?, lo voy a intentar.’ Es un error. No estás listo – no estás preparado, no lo estás planeando. No levantes capital en territorio y tiempo ajenos. Controla tu destino preparándote, revisando cada detalle y saliendo a levantar el capital. Nadie se va a ir, y los inversionistas no te van a decir que no a una reunión más adelante si les dijiste que no cuando no estabas listo.

4. Perseguir a las personas equivocadas

Esta es una de las principales razones, y es mala. Todos los inversionistas son diferentes. A cada uno le gustan verticales específicas. Escriben cheques de diferentes tamaños. Sólamente porque son un inversionista no significa que son el inversionista indicado para ti. Investigar y entender lo que a un inversionista en particular le gusta y por qué tu podrías encajar bien con él es importante. Así como también es importante conseguir una introducción a través de alguien que te conoce a ti y al inversionista.

5. No hacer el Pitch a los ángeles inversionistas y VCs correctamente

Los ángeles inversionistas, micro VCs y VCs son todos diferentes en términos de sus objetivos y estilos y consecuentemente en cómo deberían ser contactados y cómo presentar el pitch. Un ángel inversionista que escribe un cheque de $25K USD- $50K USD puede querer un par de reuniones, y un micro VC que escribe cheques de $100K USD – $250K USD puede estar enganchado por un mes y puede o no liderar. Los VCs se toman más tiempo, escriben los cheques más grandes y les gusta liderar rondas y tomar asientos en la junta de asesores. Si no entiendes cómo enganchar a cada uno correctamente, perderás tu tiempo y puede que no obtengas el resultado que deseas.

6. No tener una estrategia general

Incluso si sabes a quién acercarte y por qué, todavía necesitas una estrategia. Una estrategia que conlleva la planeación del proceso completo de levantamiento de capital, con quién reunirte primero, y con quién después. ¿Empiezas por levantar un par de cien miles de ángeles primero, o vas directo a los VCs? Tomar las decisiones correctas acerca de tu estrategia de financiamiento, especialmente si eres un fundador primerizo, es realmente importante. No tener un plan incrementa tu posibilidad de no levantar el capital que necesitas para crecer tu negocio.

7. El problema de ‘Soy especial’

¡Pero por supuesto que lo eres! Yo también. ¿No lo somos todos? Cuando vas a un casino a jugar, piensas – pobres tontos a mi alrededor, todos van a perder, ¿pero yo? No, no, no. Yo soy un ganador. Y esto es triste por que como emprendedor realmente eres especial. Todos lo somos. Somos esta raza de individuos imparables, locos, con coraje, que no se rinde. Pero la realidad es que no es una buena apuesta cuando se refiere a inversión semilla. Estás mejor cuando estás preparado y vas a ganar por esa misma razón.

8. No darte cuenta que estás corriendo una carrera

Cuando estás haciendo levantamiento de capital, se corre la voz. Los inversionistas son personas, y hablan. No por que son malos o en contra de tí. Es natural comparar notas en cualquier industria y los VCs no son la excepción. Cuando sales a levantar, necesitas hacerlo rápido y tratar de alinear todas las conversaciones. Una vez empiezas, tienes que correr hasta que termines o hasta que decidas detenerte por que simplemente no está funcionando. Dáte cuenta de lo que es esta carrera antes de que empieces a correrla.

9. Acabarte las balas

Puede ser una analogía chistosa, pero tiene sentido. Al principio del proceso, tienes una pistola cargada y empiezas a disparar y tener estas conversaciones maravillosas. Luego, en algún momento, especialmente en un ecosistema más pequeño, encuentras que has hablado con prácticamente todos. Ya no hay nadie. Te acabaste con las balas, y ahora tienes una pistola vacía.

La mala noticia es que si ya te reuniste con todos los inversionistas y ninguno te escribió un cheque, ya no puedes regresar a pedirles dinero el próximo mes para volverlo a intentar. La buena noticia es que de hecho si puedes volver en 6 meses, mostrar tu progreso, y si estás siendo exitoso esta vez, lo más probable es que recibas un cheque, y las únicas balas que necesitas son las que tienen tracción.

Cómo y cuándo levantar capital

¿Entonces cómo ganas y consigues dinero? Dos cosas –preparación y tracción. Organiza tus cosas. Tu presentación, tu pitch, tu estrategia de fondeo, con quién vas a hablar y por qué, consigue las introducciones, etc. Está listo.

Pero aún si estás preparado, puede que no sea suficiente en este tiempo y era. Vemos menos y menos personas fondeando ideas y presentaciones. Los inversionistas quieren ver tracción temprana. Algún tipo de indicación que les diga que tu idea no es solamente buena, sino que también hablaste con clientes, construiste un producto mínimo viable, y tienes algo de tracción – prueba de que lo puedes hacer y puede que funcione.

Y si te parece muy desalentador y complicado, busca ayuda. Habla con amigos emprendedores que lo hayan hecho antes.  Aplica a Techstars y te podemos ayudar a acelerar tu negocio y levantar capital. Piensa bien en el financiamiento. Prepárate. Sé considerado. Gana.

Alex Iskold
(@alexiskold) Managing Director of Techstars in New York City. Serial entrepreneur, founder of Information Laboratory and GetGlue. Engineer, geek, complex systems addict, lover of running and yoga. Invest and help tech startups. He actively blogs about startups and venture capital at http://alexiskold.net.